¿Podría ser la luz al final del camino? Un nuevo estudio parece indicar que los conciertos, sin el respectivo distanciamiento social , no causarían la propagación del covid-19 siempre y cuando se cumplan ciertos requerimientos y se dispongan algunas medidas de seguridad.


La prueba, llamada “Prima-Cov”, estuvo a cargo de los organizadores del Festival Primavera Sound, la Fundación Lucha contra el SIDA y las Enfermedades Infecciosas y el Hospital Universitari Germans Trias i Pujol de Badalona. Se llevó a cabo en la Sala Apolo de Barcelona, España, el pasado 12 de diciembre y fue realizado con los siguientes requisitos:

  • Los participantes deben tener edades entre los 18 y los 59 años y que a la vez no sufran enfermedades pre existentes, no convivan con personas mayores y que no hayan sido diagnosticados de covid-19 en los últimos 14 días.
  • Todos los asistentes usen mascarillas N95 al acceder al recinto.
  • Se optimizó la ventilación y los flujos de aire en todo el lugar, así como también se monitorizó la calidad del aire y la temperatura durante todo el evento.
  • La sala proporcionó un espacio exterior para fumadores dentro del edificio, con control estricto del número de personas que estaban ahí simultáneamente. La zona de bar y consumo de alimentos, con capacidad para 1600 asistentes, estaba localizada en una zona totalmente diferente y delimitada. Los alimentos se consumían obligatoriamente sólo en este espacio.
  • Fue obligatorio llevar la mascarilla durante todo el experimento salvo en la zona de bar para consumir bebidas y alimentos, pero no se pidió mantener ningún distanciamiento físico durante la estadía en el concierto, donde se permitió cantar y bailar.

La dinámica fue la siguiente: Se dividió el público en dos grupos, siendo el primero de 463 personas que lograron entrar al recinto y el otro grupo de 496 que no entraron. Los resultaron arrojaron que ninguno de los que disfrutaron de una buena velada no se contagiaron. Sin embargo, en el otro grupo, de los que no ingresaron, hubieron tan solo 2 contagios.

«Los resultados son contundentes y permiten afirmar que, si se reproduce un estudio con las mismas condiciones, los resultados serían siempre los mismos. Es seguro llevar a cabo este tipo de actividades y conciertos»,

declaró el doctor Josep Maria Llibre a EFE.

Este experimento, liderado por la Fundación Lucha contra el Sida y las Enfermedades Infecciosas, del Hospital Universitario Germans Trias i Pujol (Can Ruti) y el Primavera Sound, es de mucha utilidad para poder llevar a cabo diversos conciertos en un futuro donde aún esta in dustria no se ha reactivado por completo.

Puedes encontrar más información sobre el estudio haciendo click aquí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *