Entrevista a Grises – A todo color

A los zestoarras Grises hay que añadirles en la lista de grupos que vieron afectados sus planes por la pandemia. Su sexto álbum, Talismán, debería haber visto la luz en marzo, pero finalmente apareció el 18 de septiembre. Pese a ello, la banda no ha perdido sus ganas de bailar.

Nadie podrá acusar a Grises, la banda formada por los hermanos Gaztañaga, Amancay (voz) y Eñaut (voz, guitarra, productor), Alejandro Orbegozo (teclado y sintetizadores), Gartxot Unsain (bajo) y Gaskon Etxeberria (batería), de no habérselo currado. En una década han publicado cinco discos y ofrecido incontables conciertos que los han llevado a llenar algunas de las salas principales del país y pisar los escenarios de festivales como el Bilbao BBK Live o Arenal Sound.

Es algo que hubieran vuelto a hacer el pasado verano, pero la crisis del Covid les obligó a retrasar la salida de su nuevo disco y cancelar la gira que tenían planeada. Es una lástima porque las canciones de Talismán (Grises), en el que ha contado con las colaboraciones de Víctor Cabezuelo (Rufus T. Firefly) y Jurgi Ekiza (Willis Drummond), parecen concebidas para explotar en directo. Habrá que esperar para que nos hipnoticen con los ritmos electrizantes que facturaron en los estudios Gaztain del propio Eñaut, pero hasta entonces seguro que nos ayudan a subirnos el ánimo.

A un mes de que haya salido Talismán ¿qué sensación se impone?
EÑAUT GAZTAÑAGA “¡Estamos muy contentos con el feedback de la gente! Son muchos los que nos han dicho que es nuestro mejor disco, así que estamos encantados de que haya gustado tanto”.

Comparado con De Peces Y Árboles, aquí diría que habéis vuelto más hacia la abstracción, como si os quisierais quitar el corsé de estructuras convencionales. ¿Estás de acuerdo?
“Sí, De Peces Y Árboles es nuestro disco más accesible y aunque hay canciones que nos gustan mucho, pertenece a una etapa en el que nos sentíamos muy cansados. Después del descanso que nos dimos decidimos hacer el disco que nos saliera de las vísceras, sin pensar en si va a funcionar o no. Queríamos hacer algo loco, con mucho ritmo y letras más directas y fusionar un poco las cosas que nos gustaban de cada disco que habíamos hecho en el pasado. Decidimos expresarnos sin miedo musicalmente y dejarnos llevar por el ritmo”.

¿Ha cambiado mucho el método de componer de vuestros inicios a ahora?
“No mucho, quizás antes trabajábamos más las canciones en el local y últimamente las hemos trabajado directamente en el estudio; pero realmente seguimos la misma metodología”.

¿Cómo fue la experiencia de grabar el disco? Da la impresión que habéis conseguido crear un hábitat en el que os sentís muy cómodos.
“Ya son muchos años tocando juntos y muchos años grabando nuestros propios discos y nos conocemos muy bien. Realmente ha sido fácil hacer este disco porque todos remábamos hacía el mismo lado. En el pasado hubo algún que otro disco en el que no estábamos tan de acuerdo en la producción que se le quería dar a los temas y eso hizo que todo fuera más difícil de llevar. Esta vez las canciones de las maquetas ya gustaron mucho y fue fácil grabarlas para el disco. El ambiente fue relajado y divertido”.

Vuestros discos suelen ser bastante concisos. Es aquello de primar la calidad por encima de la cantidad, o es que os cuesta mucho estar realmente satisfechos con el material que publicáis y tiráis muchas cosas a la papelera.
“Hay muchas canciones en la papelera sí. Si no nos convencen mucho, preferimos no sacarlas. En este disco han quedado un par de ideas interesantes fuera pero no tuvimos tiempo de desarrollarlas bien y también quedó fuera una canción entera en euskera y que la cambiamos en el último momento por ‘Galdu Arte’ que era una idea que estaba en la papelera; al final decidimos grabarla y menos mal, nos encanta esa canción. Es una de nuestras preferidas”.

“La música es vida para nosotros y Grises es ya parte de nosotros,
somos una familia” EÑAUT GAZTAÑAGA

Algunas de las canciones son muy bailables, pero aparecen en un momento en el que bailar no es posible. ¿Creéis que no poder defenderlo en directo puede cambiar la percepción del disco?
“No creo; el disco está hecho y se puede escuchar y disfrutarlo de diferentes maneras y en diferentes momentos. El directo será otro asunto que habrá que ir viendo poco a poco. Nosotros vamos a darlo todo como siempre y tenemos montado un directo en el que repasamos toda nuestra trayectoria y en el que además de presentar algunos de los temas nuevos tocaremos bastantes canciones del El Hombre Bolígrafo, el cual cumple 10 años el 2021. Creo que la gente se está acostumbrado a ver los conciertos sentados y creo que se puede disfrutar igualmente; es diferente pero también se disfruta”.

Cuéntame cómo surgieron las colaboraciones con Víctor de Rufus T. Firefly y Jurgi de Willis Drummond. ¿Hicisteis los temas pensando en ellos en concreto?
“Las canciones estaban hechas ya, pero queríamos que hubiera colaboraciones en este disco, algo que nunca habíamos probado. Pensamos en Victor porque nos gusta mucho Rufus T. Firefly y porque le conocemos y pensamos que tal vez a él también le pudiera apetecer cantar con nosotros. Enseguida pensamos en ‘Azul’ para Victor, quizás porque tiene cierta psicodelía y  creíamos que iba a encajar perfectamente… ¡y nos encanta como queda su voz! Lo de Jurgi fue algo parecido; la voz de Jurgi nos parece una pasada y Willis Drummond es un grupo que hemos seguido mucho y que hemos visto muchas veces en directo. Le mandamos la idea y le gustó mucho y accedió a colaborar con nosotros. Para nosotros ha sido un honor que dos cantantes que admiramos hayan participado en este álbum”.

Siempre he pensado que en cierta manera erais como una banda hermana de Delorean. ¿Es un grupo que tenéis como referente?
“Delorean fue una de nuestras grandes influencias, sobre todo al inicio. Hemos sido muy fans de Delorean y creo que hemos aprendido mucho viendo sus directos. Íbamos a verles todas las veces que podíamos. Nos parecía que siempre iban un paso o dos por delante del resto, así que no les quitábamos el ojo”.

Pese a las dificultades de tirar cualquier grupo adelante, Grises ha conseguido bastante proyección. ¿Cuál dirías que ha sido vuestro mayor acierto para conseguirlo?
“Creo que nuestro fuerte es el directo y que eso nos ha ayudado a estar ahí tantos años. Hemos trabajado duro para tener un directo potente, y lo damos todo en cada concierto. Aparte de eso, nunca hemos dejado de soñar y le hemos dedicado muchísimo tiempo y cariño a este proyecto. La música es vida para nosotros y Grises es ya parte de nosotros, somos una familia”.

MARC LÓPEZ

La entrada Entrevista a Grises – A todo color se publicó primero en RockZone.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *