El cantautor y productor mexicano, Marrón, quien  actualmente vive en Nueva York, lanzó el FUTUR. EP, un trabajo que cuenta una historia al revés. El originario de Acapulco, ha colaborado con Van Rivers (Fever Ray, Blonde Redhead) para su álbum debut etc. (2017). Recientemente se ha presentado en el Festival Trópico, SXSW (Austin), LAMC (NY) y Ruido Fest (Chicago).

FUTUR. EP incluye cuatro canciones producidas por Marrón, dos de las cuáles las hizo en colaboración con José Luis Pardo, mejor conocido como Cheo (Los Amigos Invisibles). El EP cuenta una historia que comienza con un futuro apocalíptico en “FUTUR.”, canción inspirada en la onda sintetizada. Esto nació luego de que Marrón desempolvara un viejo Casiotone CT-460 de los ochenta. El disco termina con el utópico tema No Other Place”.

A lo largo del EP, Marrón experimenta con sonidos de sintes, beats y bajos protagonistas creando un ambiente de fiesta en un espacio similar a un sueño. El también ex integrante de Ventilader, nos platica algunos pormenores de este disco, así como su estancia en Nueva York.

¿Hay algo en particular en que te hayas inspirado para hacer FUTUR. EP?

La inspiración viene de muchos lugares. Lo que me gusta de hacer música, es que cada canción viene de un lugar diferente. No trato de agotar un tema o de ciclarme ehablando sólo de amor o cosas sociales. Creo que todo está conectado  de alguna forma a la experiencia de vivir, eso es lo que me influencia para hacer musica y s lo que amo hacer.

¿Cuál sientes que fue la aportación de Cheo en los dos temas que colaboró contigo?

La colaboración con Cheo fue un caso bastante particular. La introducción se hizo a través de la disquera que tenemos en común, que es Nacional Records. Yo tenías estas canciones, sobre todo “No Other Place”. Ya la había empezado a pre producir y es una canción que sentía que necesitaba mucho más calor de lo que yo estaba logrando por mi cuenta.

El primer día que empecé a trabajar con Cheo agarró su guitarra acústica y comenzó a tocar esos acordes que se escuchan al principio de la canción y que están presentes durante toda la canción. Casi se me encimó la piel cuando empezó a tocar esa guitarra porque me transportó a Acapulco, a mi tierra, a estar cerca de la playa. Fue como estar en un lugar utópico, que es lo que me transmite esa canción. Es como ese lugar bienestar donde sientes que todo está bien.

¿Fue eso lo que estabas buscando con esta canción?

De alguna forma estando en una ciudad como Nueva York, a veces el clima no es el ideal y a mi me viene bien que al menos en miente pueda visitar mi tierra, ¿sabes? Él me ayudó a llevar esta canción ese lugar con ese calor que nada más él puede transmitir. Nos divertimos muchísimo, no hubo limites de nada. De repente nos dimos cuenta que la canción ya estaba por los cuatro minutos, treinta (segundos) y son cosas que no nos importaron.

Nos seguimos haciendo la canción, hicimos una segunda parte al final que salió de momento. Probamos unas percusiones con un amigo de él, Neil (Ochoa), y que le metió ese otro calorcito muy peculiar que tiene él y que manejan ellos dos en un proyecto en común que se llama Loco Beach y Los Crema Paraíso. Como que toda esa cuestión latina vino a alimentar la canción en lugares en los que yo solo no lo pude haber logrado.

FUTUR. EP cuenta una historia al revés, cuéntame como surgió esta idea y ¿cuál es la historia que cuenta?

Me pasa mucho con las canciones que hago. A veces las hago y no llego a comprender su significado. Muchas de esas canciones son historias que a veces entiendo hasta años después. Me pasa que en las canciones me estoy hablando a mi mismo, pero no lo comprendo hasta que me pasan cosas. De alguna forma son un poco proféticas para mi. Es algo muy raro, pero me sucede mucho que como que hay mensajes ahí que comprendo después.

Marrón_EntrevistaMarvin

¿Así sucedió con este EP?

Con FUTUR. Me di cuenta de esta historia que estaba contando, de alguna forma al revés. No se si tiene mucho sentido, pero de alguna forma empieza el disco con una canción que es muy apocalíptica y no muy esperanzadora, que es “FUTUR.”. La última canción es la que tiene más luz, que es la de “No Other Place”. Curiosamente las canciones las compuse de una forma inversa, la primera que hice fue “No Other Place” y la última fue  “FUTUR.”. Siento que en mi proceso o en mi camino trato de ir de la obscuridad hacia la luz. Al manejos como proceso creativo o proceso de sanación es importante para quien esta escuchando el disco, que vaya de ese lugar de obscuridad a ese otro lugar de luz.

Suena interesante y coherente manejarlo de esta manera.

Se me hizo interesante manejar esa linea de tiempo, sobre todo hablando de que “FUTUR.” habla del viaje al pasado. El tema de esta canción que empecé trabajando con unos sintetizadores y unos teclados ochentenos. Me llevaron a sacar un sonido que me gusta mucho que es un sonido muy synth wave, muy electrónico, pero de los ochenta. Esa canción habla de que pasaría si mi yo del futuro regresara al presente. Sobre todo de una forma mucho más social, porque creo que las cosas no pintan muy para la humanidad. Me pregunto qué me diría yo si pudiera viajar ahorita, personalmente y como sociedad. 

¿Qué has encontrado en Nueva York que no encontraste e México?

Creo que Nueva York y yo tuvimos una relación de romance hace mucho años. Es mucha cultura, sientes que estás en el centro del universo en esa ciudad donde todo está pasando, tiene mucha vida. Obviamente hay una gran diferencia entre ir a esa ciudad de visita que estar pagando ya una renta. Mi relación con esta ciudad ha cambiado, me siento parte de ella en todos los sentidos: el estrés, la soledad y todo lo que uno experimenta en un lugar como este.

Son sentimientos muy similares a los que pude tener viviendo en la CDMX, que tienes sus cosas increíbles, pero viviendo ahí tiene otras que no son del todo perfectas. Vivir en Nueva York ha sido una oportunidad para reinventarme en muchos sentidos, porque cuando yo tomé el riesgo de venir para acá, ya tenía mucho amigos allá. Tenía una banda que se llama Ventilader, que de alguna forma nos estaba yendo bien. Pero sentía que estaba, no se si estancado, pero estaba sintiendo que no había mucho espacio para crecer, reinventarme o crear cosas nuevas.

Tomé la decisión de salir de ahí y fue un cambio drástico de empezar desde cero y un proceso de reinvención personal. Con eso vino mucho miedo, como descartar todo lo que ya sabes, peor también en ese proceso hay ocho espacio para crear y salir de tu zona de confort. A veces la comodidad es el enemigo de la creación y de hacer cosas nuevas. Creo que Nueva York me forzó para probar distintos sonidos, distintas formas de hacer música y seguir creciendo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here