El brote de COVID-19, la nueva cepa del coronavirus originada en China, mantiene en alerta a los máximos dirigentes deportivos del país ante la posibilidad de una pandemia en momentos en que muchos de los atletas nacionales deben viajar al exterior para buscar su clasificación a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

Así lo manifestaron varios dirigentes federativos entrevistados por El Nuevo Día, quienes informaron que se han mantenido monitoreando la situación causada por esta enfermedad que ha infectado a más de 80,000 personas en todo el mundo.

En el caso de los equipos nacionales de tenis de mesa, el entrenador del conjunto femenino, Bladimir Díaz, indicó a El Nuevo Día que están monitoreando la situación día a día. Díaz se encuentra con sus hijas Adriana y Melanie en España.

Su contraparte en el equipo masculino, Eladio Afanador, mostró preocupación por la posibilidad de que los atletas se puedan ver afectados por el cierre de un aeropuerto. “Esa parte de que se tengan que quedar por allá, sin recursos, no está fácil”, apuntó Afanador.

“Yo tomé la decisión de traer a Brian (Afanador) a Puerto Rico antes de que cerraran el aeropuerto de Francia. Estamos entrenando aquí con los muchachos que están aquí. No vamos a correr ningún riesgo”, sostuvo Eladio, quien informó que los tenismesistas Daniel González y Ángel Naranjo se encuentran en España.

El presidente de la Federación de Luchas Asociadas de Puerto Rico, Manuel García, indicó que se prepara para sacar al luchador Ethan Ramos de Mongolia, donde se ha mantenido en entrenamiento.

“Nuestro único ‘issue’ es que voy a sacar a Ethan antes de Mongolia porque están cerrando los vuelos en Corea, y su vuelo sale de Mongolia y para en Corea. Ese es nuestro único ‘issue’, pero hoy mismo (miércoles) le sacamos el pasaje para sacarle el pasaje”, explicó.

Por su parte, el presidente de la Federación Puertorriqueña de Natación (FPN), Morgan Toro, reveló que este miércoles la Federación Internacional de Natación (FINA) les envió una comunicación a todos sus asociados en la que le informaron que seguían de cerca el asunto de la propagación del coronavirus en caso de tener que tomar una determinación con relación a la Copa Mundial de Clavados, que está calendarizada para llevarse a cabo del 21 al 26 de abril en Tokio. A esa Copa irían Rafa Quintero, Emmanuel Vázquez, Elizabeth Miclau y Macey Vieta.

Esta semana ya se anunció el cambio de fecha del Campeonato Mundial por Equipos de tenis de mesa, que estaba supuesto a realizarse del 22 al 29 de marzo en la ciudad surcoreana de Busan y ahora será del 21 al 28 de junio. En cuanto a los Juegos Olímpicos de Tokio, Dick Pound, miembro del Comité Olímpico Internacional (COI) dijo en una entrevista con la agencia The Associated Press que ese organismo tiene una ventana de tres meses para decidir qué hacer con la justa deportiva más importante y numerosa.

De hecho, el Departamento Médico del COI ha enviado información en torno a este virus y maneras de evitar su contagio a las diversas federaciones deportivas.

El COVID-19 fue nombrado de esta manera por la Organización Mundial de la Salud (OMS). De hecho, este organismo y los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), advirtieron el martes de la posibilidad de una pandemia y de contagios comunitarios (de persona a persona) y le pidieron a la ciudadanía y a los gobiernos que se preparen para ese escenario ante brotes en Italia, Corea del Sur e Irán.

Reacciona el Comité Olímpico de Puerto Rico

En una rueda de prensa realizada este miércoles, la presidenta del Comité Olímpico de Puerto Rico (Copur), Sara Rosario, sostuvo que el COI les aseguró que -hasta el momento- “todo sigue en pie” para la celebración de los Juegos Olímpicos y que esta situación se está mirando día a día. Añadió que luego de los primeros reportes en enero y tras las declaraciones del martes de Pound y de la OMS y el CDC, envió unas cartas a las federaciones y a los atletas nacionales con información referente al virus.

Asimismo, puntualizó que cualquier atleta que entienda que debe hacer algún ajuste en su entrenamiento o regresar al país por el problema del contagio de esta enfermedad tendrá todo su respaldo y el del Copur.

“La salud y la vida de nuestros atletas y oficiales siempre va a ser una prioridad, y en esa línea fue que hoy envíamos una comunicación a las federaciones. Si alguien tiene que hacer algún ajuste deportivo, si alguien entiende que ese lugar de entrenamiento no es un lugar seguro, pues que hagan arreglos y ajustes para otro lugar de entrenamiento o si tienen que regresar al país o buscar otro lugar para continuar entrenando, que lo hagan porque es importante continuar entrenando”, expresó Rosario, quien manifestó que en caso de que un deportista se sienta enfermo tiene a su disposición el equipo médico del Copur.

La líder del Copur no pudo precisar la cantidad de competidores que están fuera del país, pero precisó que tiene un grupo de atletas de judo entrenando en España y mencionó a Adriana Díaz como otra de las atletas que también está en ese país.

Por su parte, el jefe de Misión, Víctor Ruiz, apuntó que desde que esta situación ha mantenido comunicación con el COI y con el equipo médico del Copur. Compartió que el comité organizador de Tokio les dejó saber que seguían trabajando como de costumbre.

Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *