José Sermo espera tener, al menos, un turno al bate si los Cangrejeros de Santurce avanzan a las semifinales y finales de la Serie del Caribe en el estadio Hiram Bithorn.

El bateador de poder de Puerto Rico quedó fuera de la alineación después de lesionarse el oblicuo derecho a raíz de un swing realizado en la novena entrada en el revés 3-2 frente a los Cardenales de Lara de Venezuela.

Sermo, Jugador Más Valioso y Novato del Año de la temporada 2019-20 del béisbol invernal, arribó el martes al parque con los resultados de resonancia magnética en la mano y desilusionado por no completar su primera participación en el clásico caribeño.

“Lo más que me duele es que no podré seguir representando. Ayer, salí llorando cuando me lastimé porque quería lucirme ante la fanaticada porque queremos traer este campeonato para acá”, expresó el pelotero de 28 años.

Los doctores le dijeron a Sermo que necesita una semana para sanar. Sin embargo, quiere acelerar su rehabilitación para ver si puede aparecer una vez más en el torneo.

“Ya me había pasado anterior mente, en el lado izquierdo, y fue peor. Ahí necesité una semana. Posiblemente, pueda volver para semifinales o finales, pero no hay nada garantizado. Voy a tratar de recuperarme y si Tony Valentín (dirigente) me lo permite, pueda volver”, declaró.

Hasta el martes, Sermo estaba tercer en promedio de bateo en el torneo con .375 al conectar tres imparables, dos extrabases, en ocho turnos.

Después de la Serie del Caribe, Sermo participará con los Pericos de Puebla en Liga Mexicana de Béisbol.

“Firmé contrato con ellos. Gracias a los Atenienses de Manatí por la oportunidad y a los Cangrejeros por tenerme aquí, que esto me dio la oportunidad de firmar”, expresó.

Los Cangrejeros (1-2) buscaban el martes asegurar su pase a las semifinales con una victoria sobre los Vaqueros de Montería de Colombia (0-3).

Source link

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here