Conscientes de que vivir un estilo de vida saludable y la prevención son claves para el pleno desarrollo del individuo, más allá de su preparación académica, Commonwealth-Parkville School —escuela preparatoria en inglés para los grados de kínder a duodécimo, ubicada en san Juan— ha integrado en su currículo programas novedosos de inteligencia emocional, prevención y bienestar.

Como parte de los mismos, desarrollaron la campaña “La sobriedad es lo nuevo cool”.

Aidyn Fontánez, directora de la escuela intermedia y superior de Parkville, explicó que, como complemento a la campaña, recientemente presentaron la conferencia “Estilos de vida saludables: apréndelos y vívelos”.

La charla estuvo a cargo de Aaron Barnes, coach certificado internacional y motivador. Se ofrecieron tres sesiones, una para estudiantes de séptimo a duodécimo grado, otra para padres y una para la facultad del colegio.

La historia de la vida de Barnes ha sido reseñada en televisión y revistas. Su dependencia a los opioides y al alcohol por 20 años lo llevó a tomar malas decisiones”, contó Fontánez.

Hoy, tras intentos de recuperación, Barnes se mantiene sobrio día a día y usa su historia como motivación para jóvenes y adultos en el mundo.

En la charla, el conferencista resaltó la importancia de que los padres e hijos hablen de las drogas, la dependencia, el alcohol y los riesgos que estos implican.

“Y es que, en la adolescencia, según Barnes, hay muchos factores que hacen a los jóvenes vulnerables, como presión de grupo, baja autoestima, deseo de pertenecer, la idea de ser indestructibles y la curiosidad por experimentar. Y el hablar con los padres ayuda”, sostuvo la directora de Parkville School.

Barnes relató cómo una mezcla de curiosidad y baja autoestima, le abrieron las puertas hacia el alcohol. Más tarde comenzó a experimentar con drogas, como la marihuana. Una lesión de espalda puso en sus manos el acceso a opioides para el dolor y la mezcla fue irresistible. “Aseguró que fue tan fácil perderse que, en menos de tres años, fue de una vida perfecta a crear su propio infierno. Estuvo en salas de urgencias, en programas de rehabilitación y cuando cumplió 30 años, celebró con una sobredosis y perdió la custodia de sus hijos”, agregó Fontánez.

Opción de decir “No”

Barnes expuso que el 90% de las adicciones comienzan en la adolescencia, por lo que fue bien enfático con los estudiantes y padres en la opción que uno tiene de decir “No” y escoger la sobriedad como estilo de vida. Dijo que si de verdad uno quiere saber quiénes son sus amigos, solo tiene que decir “No”.

Para Aaron, la clave de su recuperación fue entender las razones de por qué lo hizo y el dejarse ayudar. “Él adoptó un enfoque total de vida saludable. Dijo que la sobriedad le devolvió su autoestima. Ya no tenía que pedir disculpas por cosas que no recordaba. Ya no tenía problemas con la ley, y sus relaciones personales mejoraron y, poco a poco, regresó el respeto por sí mismo y el de los demás hacia él”, manifestó la directora.

Estilos de vida saludables

Según Barnes, una de las alternativas que tienen, tanto padres como jóvenes, es optar por estilos de vida saludables. “En su opinión, el acceso a medicamentos y a bebidas embriagantes es más controlado cuando nuestras vidas giran en torno a una alimentación sana, rutinas de ejercicios, relación con la comunidad, trabajo de voluntariado y valores”, manifestó Fontánez.

Finalmente, Barnes recalcó que los padres deben ser un ejemplo para sus hijos, emulando estilos de vida que refuercen la salud, entre mente, cuerpo y espíritu.



Source link

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here