Sophie Turner confirmó que no representará a Sansa Stark en la serie de precuelas que se preparan de Game Of Thrones. En entrevista con Variety, la actriz comentó que daría cualquier cosa por volver a lo que tenían, sin embargo, que por estar a cargo de personas diferentes no sería lo mismo. “No quiero ser parte de ella”, dijo. 

Turner protagonizó Game of Thrones con el papel de Sansa Stark de 2011 a 2018, y no hay duda de que disfrutó de los años en que interpretó al personaje, ya que en la misma entrevista recordó lo empoderada que se sintió al usar por última vez su vestuario en el set durante el último día de grabación. Incluso dijo: “Ese fue el día que realmente lo aprecié, pero también fue el día en que me quebré y no me levanté de la cama durante los siguientes tres días”.

La actriz inglesa también ha participado en la película televisiva The Thirteen Tales (2013), X-Men: Apocalypse (2016) y Dark Phoenix (2019). 

Game Of Thrones llegó a su fin en mayo de 2019 luego de ocho temporadas. 

La precuela de GoT está planeada para que suceda miles de años antes de la historia que ya conocemos. Luego de haberse cancelado, la serie ya se está grabando, se espera que esté lista para el 2022. 

Recordemos algunos de los momentos de Sophie Turner en GoT

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here