Después de un exitoso 2019, el peso ligero puertorriqueño Joseph Adorno quiere extender su buena racha en el nuevo año cuando vuelva al ensogado esta noche contra el mexicano Héctor García en el Mark G Etess Arena del Hard Rock Hotel y Casino en Atlantic City, Nueva Jersey.

Adorno, invicto en 14 salidas, compartirá la cartelera junto a su hermano menor Jeremy y el prospecto Xander Zayas.

Joseph subirá al cuadrilátero después de registrar tres victorias en 2019, dos por la vía del nocaut antes del tercer asalto.

“Cada año me estoy viendo mejor”, dijo Joseph, de 20 años, a El Nuevo Día desde Pensilvania.

“Llevo tres años como profesional. El sábado (hoy) demostraré que estoy listo para grandes cosas, pero quiero tomar todo con calma. No podemos ajorar las cosas porque con la prisa las cosas siempre salen mal”, agregó.

En marzo de 2019, Joseph se impuso por decisión unánime ante el mexicano Víctor Rojas en seis episodios en el Teatro del Madison Square Garden de Nueva York. En julio, se apuntó un nocaut en el segundo asalto contra el dominicano Adriano Porfirio Ramírez, y en septiembre repitió la dosis, esta vez, con un nocaut técnico ante el argentino Damian Alejandro Sosa en Filadelfia.

Esta noche, Joseph tendrá de frente a un rival que ha perdido siete veces, además de sumar 14 triunfos y tres empates. El boricua dijo que no menospreciará a su rival por su récord.

“Todos los rivales son difíciles. Pienso que ningún rival es fácil porque todos entrenamos. A él no lo han noqueado y viene de un empate con un invicto (Golden García). Vendrá a pelear y no lo subestimo. En mi caso, me ha ido superbién. Creo que he hecho uno de los mejores campamentos de mi carrera. Estoy ansioso por pelear”, declaró el joven púgil.

Comparte con su hermano

Joseph resaltó el hecho de que compartirá nuevamente una velada con Jeremy (3-0, 1 KOs), además de Zayas (2-0, 2 KOs), promesa juvenil de Top Rank.

“Creo que es un hecho bien importante para Puerto Rico. Somos la nueva cara del boxeo. Emocionado siempre de llevar la bandera en alto”, dijo.

De salir victorioso, Joseph dijo que quiere volver a pelear en la isla. La última vez que se presentó en Puerto Rico fue el pasado noviembre de 2018 en el hotel Sheraton. “Deseo volver. Quiero demostrar que Joseph está aquí para quedarse”, sostuvo.

Y aprovechó la ocasión para enviarle un mensaje de solidaridad a los afectados por los terremotos de esta semana en la zona sur del país.

“Puerto Rico se levanta. Están sin luz, pero sabemos pelear y batallar. Todo va a estar bien”, dijo Joseph para concluir.

Source link

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here