Salud federal declara una emergencia en la isla

Washington – Para asistir con la crisis que desataron en la Isla los terremotos de esta semana, el Departamento de Salud de Estados Unidos declaró una emergencia de salud en Puerto Rico.

“Estamos preocupados con el potencial impacto de los terremotos en las vidas de nuestros conciudadanos estadounidenses en Puerto Rico”, indicó el secretario de Salud federal, Alex Azar.

La declaración permite a los centros de salud tener suficiente flexibilidad en el uso de los fondos federales y el ofrecimiento de servicios, sostuvo Azar.

Anoche, el presidente Donald Trump declaró una emergencia en la Isla, para permitir que FEMA asista con las tareas de emergencia, que serán financiadas en un 75% por el gobierno federal.

El secretario Azar sostuvo que los equipos médicos del Sistema Médico Nacional de Desastres y el Cuerpo Comisionado del Servicio de Salud Pública de los EE. UU., equipos y suministros estarán disponibles para las autoridades de la Isla.

Tras terremotos de esta semana, más de 2,000 personas están refugiadas, luego de que unas 300 residencias sufrieran daños, al igual que escuelas y otras estructuras, y el 60% de la Isla quedara sin energía eléctrica.

Bajo la declaración del presidente Trump, FEMA tiene autoridad para “identificar, movilizar y proveer, a su discreción, equipo y recursos necesarios para aliviar los impactos de la emergencia”.

Dos equipos de FEMA para el manejo de incidentes fueron movilizados a Puerto Rico. Además, el Grupo de Operaciones de Respuesta de FEMA en Washington, D.C. y el Centro Regional de Coordinación de Respuesta en Nueva York están activados.

Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *