El artista visual, Edison Peñafiel, acaba de ganar el “Florida Prize in Contemporary Art 2019”, un reconocimiento a su trabajo que no solamente presenta su forma de ver el mundo, sino que llama a la reflexión de quienes visitan sus exposiciones.

La Voz de América conversó con Peñafiel sobre una de sus obras que actualmente se encuentra en exhibición, “Land escape”, con la que busca generar una exploración intelectual y emocional al combinar objetos físicos, con sonidos fascinantes y proyecciones visuales.

«Es muy importante que esta experiencia sea reflejada en una obra inmersiva para aquellos que hayan o no tenido esa experiencia y puedan vivir esa experiencia digital», dice Peñafiel a la VOA.

¿De qué huyen? ¿A qué le temen? ¿De qué carecen? Posiblemente, sean algunas de las preguntas que se hacen los espectadores al observar a los personajes animados en la instalación multimedia de Edison Peñafiel.

El paisaje en movimiento de «Land escape» recrea el ciclo perpetuo de la migración humana. Horizontes tatuados en la memoria de quienes renuncian a la condición de ciudadanos, en algún rincón de este planeta, para convertirse en extranjeros.

«Hablar acerca de la repetición de la historia, esto no está pasando, en este momento, sino en toda la historia de la humanidad», dice el artista.

Peñafiel busca que este espacio abra la conversación sobre la polarización de la inmigración.

«Para mí la obra es una excusa nada más para hablar de estos temas, en un lugar “safe”, es como un lugar seguro para las dos partes», reflexiona.

El terreno interminable y vasto se centra, según el artista, en el éxodo contemporáneo, con esto busca pegar en el inconsciente del espectador, en el ritmo del latido del corazón.

Según el Centro de Investigaciones Pew, más de 40 millones de personas, que hoy viven en Estados Unidos, nacieron en otros países.

Según la página web oficial de Edison Peñafiel, el artista «construye fotografías, videos e instalaciones multimedia que integran lo digital con los objetos físicos, dando a las ideas y emociones una manifestación física».

Impulsado por una responsabilidad personal de comunicar e instigar el cambio en la sociedad actual, Peñafiel crea obras de arte que plantean preguntas sobre cuestiones sociales y susceptibilidad.

Los problemas sociales explorados en el centro de su práctica son la inmigración y el desplazamiento y su asociación con el miedo, la injusticia, la subyugación, la perpetuidad, el alivio y la libertad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here